Actividades deportivas para los niños en verano

Estamos en verano y con ellas se acerca también uno de los retos más grandes para los padres de familia, ¿cómo mantener activos a los niños cuándo están fuera de la escuela?

Sin importar la época del año, la actividad física es un componente esencial de un estilo de vida saludable. Ésta, combinada con una alimentación correcta, ayuda a prevenir una gran cantidad de enfermedades crónicas; además, ayuda en el control de peso, en la formación de músculos, reduce la grasa corporal y promueve huesos fuertes, disminuyendo así el riesgo de padecer obesidad.

La Organización Mundial de la Salud recomienda lo siguiente para obtener los beneficios arriba mencionados:

  1. Los niños de 5 -17 años deberían acumular un mínimo de 60 minutos diarios de actividad física moderada o vigorosa.
  2. Realizar actividad física durante más de 60 minutos, reporta beneficios adicionales a la salud.
  3. La actividad física diaria debería ser, en su mayor parte, aeróbica. Convendría incorporar actividades vigorosas, en particular para fortalecer los músculos y los huesos, como mínimo tres veces a la semana.

Para los niños y jóvenes, la actividad física deberá consistir en juegos, deportes, desplazamientos, tareas en casa, actividades recreativas, o ejercicios programados que sean placenteros y seguros.

Las vacaciones son una gran oportunidad para fomentar la actividad física ya que se tiene más tiempo para salir a pasear en bicicleta o caminando, sacar a pasear a las mascotas, entrar a un curso de natación, entrenar en familia para una carrera dominical, o a practicar algún deporte como el fútbol, béisbol o voleibol.

En el caso de los niños y jóvenes que aún estando en la escuela no realizan actividad física con frecuencia, se recomienda aumentar progresivamente la actividad hasta alcanzar 60 minutos recomendados. Sería apropiado comenzar con pequeñas dosis de actividad, para ir aumentando gradualmente su duración, frecuencia e intensidad. Es importante señalar que, si los niños no realizan actualmente ninguna actividad física, practicarla, aunque sea por algunos minutos, les brindará más beneficios que si se mantuvieran inactivos durante el verano.

Recuerda además que, si estás planeando realizar alguna de estas actividades, es recomendable que confirmes con un profesional de la salud si los niños y jóvenes en tu casa pueden realizarlas.